Nuestras soluciones en packaging

04-10-2019

El envase del futuro debe ser altamente protector del alimento, ecológico y ligero

La economía circular exige una reducción en la cantidad de materiales que se usa en los envases y que estos sean reciclables y/o biodegradables

La diferencia con los envases actuales radica en que esta demanda de mayor protección debe verse equilibrada con una mayor sostenibilidad. Es decir, el envase del futuro tiene que ser altamente protector del alimento y, también, más ecológico, más liviano y más eficiente para el transporte. Por lo tanto, según la compañía SIG Combibloc, la innovación radicará en crear un nuevo envase más ligero que no solo ofrezca el máximo rendimiento y funcionalidad, sino que sea totalmente biodegradable o incluso compostable.

Las líneas de investigación más avanzadas se centran en el ecodiseño y en los nuevos materiales que respondan a estas necesidades de la industria alimentaria. Pero no se detienen aquí. Otra revolución viene de la mano de las posibilidades de la electrónica impresa, con soluciones NFC, RFID y LED ya muy desarrolladas.

Y, por último, otra área de crecimiento es el ámbito de la nanotecnología, que abre un mundo de beneficios a nivel molecular. Los envases hechos de nanomateriales podrían proporcionar una mejor barrera protectora contra impactos como la luz y el aire y, por lo tanto, extender la vida útil de los alimentos aún más. La nanotecnología también podría promover el empaque activo con materiales que realmente interactúan con el contenido de un producto para combatir los microbios y reducir el riesgo de enfermedades transmitidas por los alimentos, así como ofrecer información sobre el producto a los consumidores.

 

By: Asedas

Comparte esta noticia:

Facebook Google LinkedIn Twitter

Newsletter

Suscríbete a Novedades de Arplast, del sector del packaging y envases plásticos

Siguenos en...